Por falta de autos, las ventas de 0 km crecen menos de lo esperado

Pese a que la demanda se mantiene activa, el mercado automotor de abril muestra señales de mayor tranquilidad que meses atrás. La falta de producto, por las trabas a las importaciones y los problemas diversos que tienen las fábricas para producir, se profundiza la escasez de oferta. En la primera quincena de abril se percibe una baja del alrededor del 20% respecto a marzo.

La comparación interanual pierde significancia ya que 12 meses atrás, todas las operaciones estaban paralizadas por la cuarentena estricta que se había implementado. Sólo se computaron unos 4.700 vehículos que vinieron de arrastre de marzo. Si se toma como referencia abril del 2019, seguramente el mes actual cerrará ligeramente por debajo ya que, en aquel momento, se patentaron más de 37.000 unidades contra las 33.000 que se esperan para el corriente período.

“El mercado está más calmo pero es por falta de productos. Hay un fuerte desabastecimiento que se suma a los atrasos de entrega de planes de ahorro. Si hubiera más oferta, el número final podría ser mayor” explicaron en una concesionaria. La demanda actual sigue siendo impulsada en gran parte por el beneficio de la brecha cambiaria.

De todas maneras, las complicaciones para abastecer el mercado es lo que domina al sector en la actualidad. Si bien las fábricas radicadas en el país -que son las que más importan – tiene mayor facilidad para ingresar vehículos del exterior, el cupo que les está siendo administrado no cubre la demanda. Esto beneficia la penetración de vehículos nacionales. En lo que va del año, los cuatro modelos más vendidos son producidos en el país: Fiat Cronos, Totoya Hilux, Volkswagen Amarok y Peugeot 208. Esto hizo que los vehículos “made in Argentina” pasaran de un porcentaje de participación del 30%, hace dos o tres años, a 45%, en la actualidad.

La Noticia Completa en Ámbito

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.