Dato clave antes de comprar una camioneta Toyota Hilux: cuánto cuesta mantenerla

Volvió a ser el 0km más vendido del mes, imponiéndose a los autos, aunque mantenerla es uno de los gastos más importantes. ¿En qué se puede ahorrar?

Noticia de IProfesional, 5 de Junio

Mayo sorprendió al mercado automotor con el regreso de la Toyota Hilux al puesto número uno en ventas de 0km, imponiéndose al Fiat Cronos, que lideró los últimos años y ahora fue desplazado al cuarto lugar; y también al Peugeot 208 y Toyota Yaris, que la acompañan con el segundo y tercer puesto.

De esta manera, aunque para 2024 se redujeron los planes de venta (siguendo el ritmo del mercado local) y de producción, que pasaron de 180.000 unidades a 160.000 (por la caída de algunos mercados externos), a nivel local el último mes vio una recuperación para esta marca que siempre sorprende.

Junto con estos resultados, la Hilux sigue siendo la camioneta número uno de su segmento, por encima de Ford Ranger y Volkswagen Amarok, y es líder en la categoría en general.

Repasamos cuánto cuenta este modelo en sus diferentes versiones y cuál es el costo de mantenimiento mensual para quienes están pensando en adquirir una “chata” en el mes de junio.

Toyota Hilux base, desde $400.000 por mes
Hay tres gastos inevitables que se convirtieron en los más caros a la hora de pensar en mantener un auto. Estos son patente, seguro y combustible, a los cuales se debe sumar el service, fundamental para conservar la garantía del vehículo y no tener que pagar montos mucho más caros si le sucede algo al vehículo.

Tomando como referencia una versión base de la camioneta, con cabina doble y tracción simple, la Toyota DX con caja manual sale $33.501.000 en junio.

En este caso, de acuerdo con la Dirección Nacional del Registro de la Propiedad Automotor –DNRPA-, la patente saldrá $1.675.050 al año. Esto implica por mes un ahorro de $139.587 para poder pagar cubrir todo el año, aunque en realiodad las cuotase se abonan cada dos meses.

En cuanto al seguro, uno de los más contratados es el tercero completo. Calculando un promedio de diferentes aseguradoras cotizadas, el valor es de $122.706 pesos. Claro que en este punto se puede ahorrar con una cobertura básica, que es de Responsabilidad Civil.

A esto hay que sumar el service oficial, con una primera revisión a los 10.000 km, que sale 256.000 pesos. Esto nos garantiza que si sucede algo el concesionario se hará cargo del desperfecto.

Por último el combustible, que con el incremento conlleva otro monto importante. Un cálculo mínimo que se hace es cuánto se gasta para circular 15.000 kilómetros al año, lo que en el caso de la Hilux de entrada de gama, equipada con un motor turbodiésel 2.4 cc, con 150 cv y caja manual de 6 marchas, se calcula un consumo promedio de 9L/100km. En este caso, el gasto por mes es de $105.862 con diésel común ($941 el litro en CABA) y $134.550 ($1196 Premium que es el recomendado).

Si a estos montos se suman cochera y lavado, se necesitarán al mes cubrir los siguientes gastos básicos:

Patente: $139.587 (el monto anual dividido en 12 meses)
Seguro: $122.706 (tercero completo)
Combustible: $105.862 gasoil común / $134.550 Premium
Service: $21.333 ($256.000 cada 10.000 km dividido en 12 meses)
Cochera: $50.000 (valor promedio entre diferentes zonas CABA)
Lavado: $20.000 (dos al mes)
De esta manera, el gasto mensual será de $459.388, es decir, unos 5 millones al año.

Para reducir costos, se puede bajar el seguro con uno más económico, como por ejemplo de responsabilidad civil, que tiene un precio de $28.000. También evitar la cochera; los lavados y el service oficial, haciéndose cargo de lo que eso significa.

Toyota Hilux tope de gama, más cara
En el caso de elegir una versión full de la Hilux, se llama GR-Sport, la cual tiene un precio de $64.886.000. En este caso, aumentan seguro, patente y el consumo de combustible porque está equipada con otro motor.

La patente, alcanza un costo de $3.244.300, es decir, se necesita un ahorro de $270.358 mensual para cubrir cada una de las cuotas bimestrales. Luego, el seguro, por un tercero completo, asciende a 196.000 pesos.

En combustible, por tratarse de un motor 2.8L y tener un comportamiento más deportivo, gasta en promedio un poco más: $116.448 en diésel común o $148.005 en premium por mes; analizando el mismo recorrido de 15.000 km anual.

De esta manera, el costo para mantener la Hilux full, es el siguiente:

Patente: $270.358
Seguro: $196.000
Combustible: $116.448 a $148.005

Service: $21.333 ($256.000 cada 10.000 km)
Cochera: $50.000
Lavado: $20.000 (dos al mes)

De esta manera, mantener por mes una Hilux tope de gama, implica desembolsar $674.139, con gastos de los más elevados, los cuales también pueden achicarse.

Cuánto aumentó mantener una camioneta en un año
De acuerdo con los gastos que fueron repasados, en 2024 el incremento en los costos de mantenimiento es de 100%, ya que en diciembre de 2023 era de $216.525 al mes (sin cochera y lavados). Esta suba vino acompañada por combustibles más caros, patente y seguro que siguen los precios del 0km, lo mismo que el service.

De esta manera, mantener un vehículo sigue siendo un costo tan alto que mucha gente se pregunta si conviene tener uno propio o manejarse en otros medios de transporte.

La Noticia en IProfesional

Los colores de auto más populares

Según refleja una estudio realizado en norteamérica, sólo un 20% de los coches hoy no pertenecen a la escala de grises (blanco, negro, gris y plateado), frente al 40% del mercado que ocupaban hace 20 años.

Noticia de “El Universal” y “I See Cars”, 4 de Junio

La decisión final en la compra de un auto es el color, pues refleja parte de la personalidad del dueño y sus gustos. A grandes rasgos, la paleta de colores que ofrecen las marcas se divide en los tonos más clásicos y aquellos que son algo más vivos. Un estudio realizado recientemente muestra cuáles son los más seleccionados por los compradores.

El estudio contempla las ventas de autos durante todo 2023 comparadas con las de 2004, hace 20 años, lo que da información sobre cómo ha cambiado el mercado en dos décadas en cuanto a colorimetría automotriz se refiere.

El estudio realizado por iSeeCars compara las ventas de coches de 2004 hasta enero de este año, con resultados que revelan una escala de grises como la predilecta. En orden, el blanco, negro, gris y plata son los favoritos hoy en día con un 80% de las ventas de autos nuevos en esa escala cromática. Esto aplica prácticamente de la misma manera para SUVs, pick ups y autos (sedanes y hatchbacks), en parte porque son los tonos que las armadoras ofrecen y venden con mayor facilidad.

Por su parte, los autos deportivos, que tienden a imaginarse con tonos vibrantes, también muestran una tendencia hacia las mismas tonalidades. Solamente el 14.3% de las ventas de este segmento fueron en color rojo, seguido de azul y verde. Los colores vivos han perdido la mitad del mercado en estos 20 años.

Una de las conclusiones del estudio es que gran parte de los autos vendidos corresponden a flotillas o métodos de adquisición como el leasing, donde el conductor no muestra tanto interés por poseer un vehículo a largo plazo, sino que está enfocado en la reventa con el mayor costo posible. Al ser la escala de grises la más conservadora, que menos delata la suciedad y que es fácil de vender, hace sentido que sea la predilecta. Por otro lado, nuevos tonos de gris tornasol, pastel o metálicos más oscuros hacen que la mayoría de personas los volteen a ver.

Si la tendencia continúa, dentro de 20 años veremos con menor frecuencia colores que antes eran fáciles de comprar, como verde, morado, tonos de azul más brillantes o dorados. Dentro de este esquema, los más solicitados suelen ser el rojo y azul oscuro.

La Noticia en “El Universal”

La Noticia en ISeeCars

Estas son las 5 cosas que atraen a los delincuentes a un auto

Según datos oficiales, en la Argentina los robos de vehículos crecieron un 27%; cuáles son los factores que, según los expertos, convierten a una unidad en un objetivo para los criminales

Según expertos, hay cinco cosas en un auto que llaman la atención de los delincuentes

Diario “La Nación”, 3 de junio

Acorde a lo que informa la Dirección Nacional de los Registros de la Propiedad del Automotor (DNRPA), los robos de autos se dispararon un 27% contrastando los números de 2022 y 2023. En ese sentido, las zonas más calientes del delito se concentran principalmente en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), siendo la provincia de Buenos Aires la más afectada (67% del total de robos ocurren ahí).

Los inhibidores de señal sirven para evitar el correcto funcionamiento de los cierres centralizados de los autos

Las modalidades han variado a lo largo de los años. Reportes privados, como el de Ituran Argentina, empresa especializada en el recupero vehicular, indican que la violencia y los robos a mano armada siguen preponderando y es el factor común del grueso de los crímenes. No obstante, el uso de inhibidores, una forma de robo silencioso, creció en los últimos meses, generando preocupación entre los dueños de autos.

Ahora bien, a pesar de que la inseguridad sigue en aumento, expertos lograron determinar cuáles son algunos de los factores que convierten a un auto en un atractivo para delincuentes. Más allá de cuál sea la modalidad y el objetivo del delito, hay ciertas reglas que suelen cumplirse en la mayoría de los casos.

No dejar objetos a la vista y estacionar en lugares con movimiento y visibilidad son algunos de los consejos que dan los expertos

1) Dejar cosas adentro
Una de las cosas que no se recomiendan, más aún si se circula por las zonas de mayor índice de criminalidad, es dejar objetos visibles dentro del auto. Lo mejor en estos casos es guardar cualquier cosa que no se pueda trasladar en el baúl, ya que dejar algo expuesto puede llamar la atención de un delincuente, que rompa la ventana o que use los inhibidores para abrir el auto en la ausencia del dueño.

2) Autos sin llave
Muchos vehículos nuevos en el mercado son vendidos con un sistema de entrada sin llave que, si bien aporta comodidad, también incrementa la vulnerabilidad de la unidad. Así como los inhibidores se usan para bloquear los cierres centralizados, también pueden ser utilizados para anular el sistema de cierre remoto de algunos autos.

3) Poca seguridad
En una línea distinta, y volviendo a viejas épocas, analistas de seguridad indican que las abrazaderas de ruedas y volante pueden ser útiles para evitar los robos. Son varios los casos donde, por ejemplo, criminales violentaron las tuercas de seguridad para llevarse neumáticos, por lo que un elemento de seguridad extra nunca viene mal.

4) Cierres con fallas
Los delincuentes suelen buscar, en algunos casos, llamar poco la atención para robar un vehículo o lo que hay en su interior. En ese sentido, ventanillas apenas abiertas, puertas mal cerradas o arreglos estructurales pendientes que puedan dar una vía de acceso son puntos a revisar y que se convierten en atractivos por acelerar el proceso de apertura de puertas y ventanas.

5) Estacionamiento en zonas aisladas
El consejo universal cuando el delito crece es mantenerse en zonas concurridas, con luz y visibilidad. Dejar el auto en calles aledañas, oscuras y poco transitadas los convierte en objetivos de interés por delincuentes.

La Noticia en “La Nación”